El pulso de la construcción

El Índice Construya (IC), que mide la evolución de los volúmenes vendidos al sector privado de los productos para la construcción que fabrican las empresas líderes que conforman el Grupo Construya (ladrillos cerámicos, cemento portland, cal, aceros largos, carpintería de aluminio, pisos y revestimientos cerámicos, adhesivos y pastinas, pinturas impermeabilizantes, sanitarios, grifería y caños de conducción de agua), señaló que las ventas de insumos de las empresas del Grupo se ubicaron 74,3% por debajo de las registradas en abril de 2019.
Al comparar con marzo 2020, los volúmenes despachados en abril 2020 registraron un descenso de 59,2% desestacionalizado.
En tanto, en el primer cuatrimestre del año el Índice Construya acumuló un descenso de 31,9% en comparación con el mismo período del año anterior.
Es conveniente aclarar que el ISAC que se publicara el 6 de mayo está referido al mes de marzo. Por tanto, no es comparable con el Índice Construya del mes de abril.

Consideraciones sobre el impacto de la pandemia en el sector:

El Índice Construya del mes de abril confirma lo mencionado en la gacetilla del mes pasado, en el sentido de que el impacto de la cuarentena en la construcción es devastador.
El Índice Construya mide la variación mensual de la actividad de sus empresas asociadas a partir del mes de junio del año 2002. El nivel de actividad de ese mes se tomó como base asignándole un valor de 100; el del mes de abril pasado fue 77, el más bajo de toda la serie.
El mes anterior se había previsto para abril una caída adicional del nivel de actividad del orden del 40%. La caída real fue del 56,8% y la caída respecto de abril del 2019 fue del 74,3%.
Numerosas empresas del sector no tuvieron actividad alguna durante el mes pasado.
Las remuneraciones de miles de empleados en cuarentena siguen siendo atendidas por empresas con muy bajo o nulo nivel de actividad.
La cadena de pagos sigue seriamente comprometida con muy alto número de cheques rechazados.
Si bien el comercio ha reabierto sus puertas, la logística para el abastecimiento opera con dificultades debido a la obtención de permisos para circular y para conciliar horarios de entrega.
Los fabricantes de materiales, en la medida de que son autorizados, retoman desde la semana pasada muy gradualmente su actividad productiva. Quienes están situados en los grandes centros urbanos se mantienen inactivos.
Esta situación va generando faltantes en los comercios de ciertos materiales esenciales para la construcción, entorpeciendo significativamente su reactivación.
Comerciantes de todo tamaño, aplicadores, constructores, fabricantes, proyectistas y desarrolladores no tienen capacidad financiera para sostener la falta de ventas y la sensible disminución de cobranza de sus clientes.
La comercialización de inmuebles no registra actividad.
Se reitera la necesidad de que de manera urgente se adopten soluciones inéditas en cuanto a su magnitud para las empresas, independientemente de su tamaño, que aporten financiamiento de muy bajo costo para recomponer el capital de trabajo y mantener los puestos de trabajo.
Se insta nuevamente de manera urgente a elaborar planes para la pronta reactivación del sector.
Construya se pone a disposición de las autoridades y de las demás instituciones del sector para diseñar iniciativas que la impulsen.

Fuente: Grupo Construya

¡Te puede interesar!

La Cámara Argentina de la Construcción solicita que se declare la emergencia del sector

El Consejo Federal de la Cámara Argentina de la Construcción (CAMARCO) pidió este miércoles que …

UA-31547509-1